Tratar de vender con los beneficios y características de un producto es la forma tradicional a que estamos acstumbrados.

El efecto inmediato podrá ser colocar una venta única. Lo ideal es seguir vendiendo el producto pero sin o con poco esfuerzo.

Cómo logramos esto? Vendiendo soluciones.

Si logramos vender una solución que se logra con nuestro producto, el cliente se identifica con la Marca, retiene el nombre, se acuerda del producto, lo busca y será siempre el “top of mind” (primero que recuerda) al ir a comprar este tipo de artículo.

Convence a tu prospecto con una solución ingeniosa que sea memorable y serás un campeón en ventas.

Este comercial (para mentes abiertas) convence con dos elementos de venta: solución a un problema y humor.

Qué logra? identificación de marca y lealtad del cliente. ¿Qué más se puede pedir?

Que lo disfrutes…

 

Categorizado bajo: Empatía y Persuasión

Te gustó? Subscribeme a mis RSS feeds para estar enterado!