Recordando sonidos

Recordar sondos

Has escuchado una canción y justo después simplemente no puedes recordar lo que acabas de escuchar?
O quizás alguien te dio su dirección y tan pronto como la escuchaste la olvidaste?

 Te pasa esto con frecuencia? Entonces,  podrías desear practicar algunos ejercicios de memoria auditiva para ayudar a tu cerebro a mantenerse en forma. Entre más practiques estos ejercicios, más aumentarás tu retención y pronto no necesitarás tomar notas en absoluto.

 Escucharás algo una sola vez y esto se integrará a tu memoria de corto plazo por un periodo de tiempo mayor de lo que has estado acostumbrado. Esto funciona para números telefónicos, direcciones, instrucciones, listas de compras y más.

En tu trabajo como vendedor es importantísimo desarrollar una buea memoria, de nombres de clientes, anéctodas del cliente, y compras del cliente lara lograr lealtad del cliente y compras continuas, es como si te dieran un “me gusta” en facebook cuando los recuerdas y ellos te corresponden con buenas referencias al “compartirlo en facebook”

 Cuenta regresiva de los Diez Favoritos

 Un buen ejercicio de memoria auditiva es escuchar la Cuenta Regresiva de los Diez Favoritos de la estación de radio de tu preferencia.

 No escribas el nombre de ninguna de las canciones pero intenta recordar los nombres de cada canción que escuchaste. Entonces, al final, intenta escribirlas en el orden en que las escuchaste.

 Entre más avances,  serás capaz de escribir el nombre del artista y de la canción sin tener que hacer un gran esfuerzo.

La mejor parte acerca de este tipo de ejercicios de memoria auditiva es que las estaciones de radio que programan este tipo de conteos, regularmente tienen concursos para ver quién puede recordar la lista mejor.

 Podrá ganar algún dinero mientras aumenta tu capacidad de memoria de corto plazo.

 Ejercicio de pareja

 Otro tipo de ejercicio de memoria auditiva involucra una pareja.  Pídele a alguien que recite algo para tí, como una dirección, una lista de compras o algo que  debas recordar.

 Entonces, trata de recitar a tu pareja lo que escuchaste, palabra por palabra. La práctica te hará mejor y pronto serás capaz de repetir todo lo que escuchaste sin tener que pedir alguna pista.

 Como cualquier cosa, entre más practique mejor se volverá, así que intenta esto tan seguido como te sea posible si realmente deseas mejorar tus habilidades de memoria a corto plazo.

 Si no tienes una pareja, puedes hacer esto con una grabación. Reproducir  la grabación de una canción, una rutina de comedia, o cualquier otra cosa y luego tratar de escribir lo que has oído.

 A medida que mejores, serás capaz de escribir todos los detalles sin tener que volver atrás y hacer alguna comprobación.

 Los ejercicios de memoria auditiva se pueden realizar en cualquier momento y en cualquier lugar, y son una gran idea para cualquier persona que quiera retener la información por más tiempo que milisegundos después de que la ha escuchado.

 

 No dejes de hacer estos ejercicios que son parte de tu estrategia para ser un vendedor de excelencia

Francisco Olivares A.

Categorizado bajo: Capacidades

Te gustó? Subscribeme a mis RSS feeds para estar enterado!